Gotitas de vida

nubes-y-sol-clouds-and-sun

(Imagen de  divulgaucoquimica.blogspot.com)

Me resulta curioso volver por aquí. De hecho, no tendría que haberme ausentado. Desde pequeño escribir es, entre otras muchas cosas, una especie de sedante para mí. Por eso, cuando vuelvo me doy cuenta de que nunca me he ido, de que un pedacito de mí se que ha quedado en este mundo digital y a la vez eterno, y entonces una sonrisa se dibuja en mi rostro.

Además, no se puede negar que el hecho de querer actualizar este blog supone tener algo que decir, algo que contar o algo que sentir, y qué mejor que dirigir esa información a ti, querido/a lector/a, por si te sirve para comprender, escuchar o sentir algo. Esa es la magia de la escritura, como diría mi apreciado Stephen King. Ahí, en esa transmisión casi telepática, encontramos la fluencia en este arte de la literatura, la sensación de que todo está conectado.

Son gotitas de vida, retales de sentimientos que se esparcen por tu pantalla. Los raperos dicen que ponen el alma en cada rima, y no les falta razón. Basta que la musa te visite, que sepas orientar tus antenas a sus señales y así podrás captar la voz aterciopelada que sale de su interior. Nunca se sabe qué es, ni de donde viene, pero cuando te toca te deja tan lleno de palabras que debes sacarlas. Debes agitar el panal y extraer toda la miel antes de que se vaya para siempre. Antes de que solo veas formas exentas de significado en la nebulosa de tu imaginación.

Quizás ese ejercicio de sacar todo de dentro sea lo que provoca la fluencia y obvia el paso del tiempo, mientras tus dedos se desplazan por el teclado. Quizás tú lo notes, lo notes ahora mismo, mientras se crea esa cuerda invisible y, como el hilo que une dos teléfonos, puedas leerme, que realmente es mucho más que leer simplemente. Es que te llegue, es tocarte donde solo llegan las palabras.

Espero que así sea.

Me alegro de haber recuperado esta buena costumbre.

 

Anuncios

2 comentarios en “Gotitas de vida

  1. Eres cruel y traisionera,
    Cibernética y etérea.
    Y el Carty con una pera
    Te entregó su vida entera.

    Aunque el tiempo no perdona,
    Es una chica muy mona.
    Lo dicen en Barcelona
    Y hasta en la costa de Ancona.

    Alejandra, eres eterna
    Como en el mar la galerna,
    Pero ya no eres bloguera,
    Estás hecha una tuitera.

    Los boleros de Machín
    Se hicieron pensando en tí.
    Alex, no te vuelvas a ir,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s